Curiosidades del frankfurt

Si pides esta salchicha con este nombre en Alemania, probablemente no sepan qué estás pidiendo a menos que hayan veraneado en España. Sus equivalentes son el Wiener. La característica más destacada de este tipo de salchichas es que se pueden elaborar con carne de cerdo, vaca, pollo o pavo. Incluso en algunas regiones de Alemania las hacen de pescado. La carne se condimenta con pimienta blanca y pimentón. Normalmente, se sirven calentadas, y entre panes y mostaza, o bien acompañadas con patatas y cebolla caramelizada. Habitualmente se sirve con una cerveza.

Antaño se decía que una salchicha para hot dog nunca debía parrillarse. En la actualidad es muy aceptada esa cocción, quedan excelentes con las notas de sabor y aroma que aportan la madera o el carbón.

Frankfurter se pueden comer directamente, puesto que ya están cocidas, basta con calentarlas en el microondas.

En cuanto a las salchichas de Frankfurt de Casa Westfalia, su proceso, estufaje y ahumado siguen 100% recetas tradicionales.